Home > Oceanía > Australia > Una historia de amor y compromiso
matrimonio dello stesso sesso

La ley de matrimonio entre personas del mismo sexo finalmente se aprobó en Australia en diciembre pasado. Sandy y Lesley se van a casar hoy. Creo que vale la pena contar su historia. Es una historia de amor y compromiso.

Conocí a Sandy y Lesley el día que compramos una pequeña cabaña en Maldon, al norte de Melbourne. Sandy es estadounidense, de ascendencia india y mexicana, y creció en Monterey, California. Emigró a Australia en 1975, cuando tenía veinticinco años, y se estableció en Swan Hill, un pueblo rural en el noroeste de Victoria.

Sandy me cuenta las dificultades que tuvo al principio para comprender el acento australiano y las diferentes palabras. A menudo tenía que usar expresiones faciales:

Una vez que un niño se me acercó y me pidió un condón (rubber en inglés americano significa condón, en inglés australiano significa borrador, ndt), y le dije: … ¿y qué quieres hacer con él? ¿un globos de agua? Me miró sorprendido y me dijo: solo quiero quitar las marcas de lápiz. ¡Me rei! ¡Quería un neumático!”.

Sandy inmediatamente decidió que tendría amigos australianos y un estilo de vida australiano.

Lesley también era maestra y acababa de mudarse a Swan Hill desde Melbourne. En ese momento estaba a punto de casarse. Sandy también salía con un hombre local, pero sintía que no era lo que realmente quería.

La primera vez que conocí a Lesley estaba haciendo disfraces para el baile de los maestros, la vi coser, y hablamos, hablamos, hablamos … Al final tuve que irme, y fue después de eso que nos hicimos muy buenos amigas”. Rápidamente me di cuenta de que quería estar con ella por el resto de mi vida. Sentí algo, pero me dijo que estaba comprometida“.

Sandy and Lesley’s home

Lesley tuvo un accidente automovilístico y le dijeron que solo podía salir del hospital si alguien la cuidaba a tiempo completo. “Le dije a Sandy que podía venir y quedarse conmigo. ¡Y nunca más se fue! Hemos estado juntas desde entonces“.

¿Cómo fue tener una relación homosexual en el interior de Victoria en la década de 1970? “Todos lo sabían pero nadie lo sabía. Nunca dijimos: somos una pareja homosexual y estamos juntas”.
Incluso a los padres de Sandy nunca se les había dicho oficialmente, pero lo sabían. Su madre odiaba la idea con todo su ser. “Aunque vengo de una mezcla indoamericana y Mexicana, mi madre era extremadamente intolerante. Mi padre hizo lo mejor que pudo … era irlandés … aceptó a todos. El padre de Lesley lo aceptó pero su madre no, pero a ella no le gustaba nadie “.

Cuando Lesley y yo nos juntamos, las relaciones entre personas del mismo sexo seguían siendo ilegales. Fueron legalizados en 1980. Nunca había pensado en ser una forajida, pero Leslie temía que me deportaran si se enteraban. Se sintió más tranquila cuando tomé la ciudadanía. Como no había posibilidad de casarme, convertirme en ciudadana australiana era mi forma de mostrarle mi compromiso con la relación, y ella sabía que no me iría. Cuando le dije a mis padres, me desheredaron. Les envié muchas cartas, pero volvieron a mí cerradas y me colgaron el teléfono cuando las llamé “.

Sandy y Lesley fueron a Monterrey para explicar la situación y finalmente sus padres aceptaron la decisión de convertirse en ciudadana australiana, pero su madre nunca aceptó el hecho de que fuera homosexual.
“Mirando hacia atrás, creo que una de las razones por las que me fui tan lejos fue para poner la mayor distancia posible entre mi madre y yo. Queremos la aprobación de nuestros padres, y si tenemos que manejar el rechazo, sin duda es más fácil si estamos en el otro extremo del mundo “.

Le pregunto a Sandy cómo se sintió en diciembre pasado, cuando finalmente se aprobó la ley para el matrimonio entre personas del mismo sexo. “No pensé que pasaría en estos días, pero sí. Hay muchas personas mayores en Maldon, y cuando se aprobó la ley vinieron a abrazarnos y a decirnos lo felices que estaban por nosotras. Nosotras no teníamos intención de casarnos todavía, pero luego comenzamos a informarnos bien, y a ver todas las áreas legales grises. Muchos tienen que ver con la jubilación. A pesar de que hemos estado juntos durante 42 años, Lesley no puede aparecer en mi certificado de defunción como mi novia. Siempre que es posible, tenemos poderes legales y financieros. Si fuéramos a un hogar de ancianos, tendríamos que pagar dos tarifas separadas en lugar de una sola porque no estamos casadas. Si una de nosotras muere, la otra es expulsada. Parece insignificante, pero no lo es. Maldon es más tolerante que Swan Hill. Había mucha gente maleducada en Swan Hill, tuvimos muchos problemas en la escuela, por parte de los niños. Sabían dónde vivíamos y venían a gritarnos. Nos mudamos aquí cuando el padre de Lesley se estaba muriendo, y siempre nos hemos sentido bienvenidas “.

Lesley hizo el vestido de Sandy y ¿se convertirán en esposas hoy? No, me dijeron que nunca serán esposas, ¡pero seguirán siendo compañeras de por vida!

Muchos buenos deseos en este día especial.

 

Barbara Amalberti (Barbaraexpat)
Junio 2018
Traducido del inglés por Mociexpat
(Visited 23 times, 1 visits today)

Ya que estás por aquí…

¿podemos pedirte que nos invites un caffe ? ¡Es una broma!, pero solo hasta cierto punto. Quizás has notado que Expatclic no tiene publicidad ni contenidos pagados. Desde hace 15 años trabajamos para proporcionar contenidos y una asistencia de calidad a las mujeres expatriadas en todo el mundo. Pero mantener un sitio tan grande conlleva muchos gastos, que cubrimos en parte con nuestras cuotas de adhesión a la asociación que maneja el sitio, y con donaciones libres de quienes nos aprecian y quieren que sigamos trabajando. Si tu pudieras darnos aunque sea un pequeñísimo aporte para cubrir el resto, estaríamos inmensamente agradecidas. ♥ Puedes ayudarnos con una donación o haciendote socia honoraria. Gracias de todo corazon.

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*