Home > Gastronomía > Repostería en Jerusalén: la historia de Uchi, maestra peruana
reposteria en jerusalen

¡Mil gracias Uchi para compartir tu historia tán linda, y para el “empujoncito” que invitas a encontrar en nuestras vidas de expatriadas!

 

Hola, soy Ursula Vega, aunque mis amigos me llaman Uchi. Soy peruana, nací en Lima y ahí viví mi niñez y mi juventud hasta que me casé. Hace algunos años ya, por el trabajo de mi esposo, vinimos a vivir a Jerusalén y estamos muy felices aquí.

reposteria en jerusalenMi profesión es la de Maestra de Educación Inicial y mientras viví en mi país fue a lo que me dediqué, a ser Maestra.

Amo mi profesión! Siempre me pareció increíble la manera como los niños aprenden jugando, y me apasiona realmente ir descubriendo las diferentes posibilidades de transmitir los conocimientos a cada niño, según su temperamento, sus intereses y su forma particular de percibir el mundo y la realidad … todo un reto!

Sin embargo, desde que decidí seguir a mi esposo y dedicarme a la familia, mis posibilidades de continuar trabajando con niños se redujo a la crianza de mis dos hijas, cosa que ahora agradezco infinitamente a Dios, pero que me costó mucho asimilar en un inicio.

reposteria en jerusalenMudarnos a Jerusalén, además de una gran bendición, significó también un gran cambio!

Dejar de lado mi carrera de Maestra, que era lo que más me apasionaba, para dedicarme a ser mamá a tiempo completo, no fue nada fácil. Tuve que encontrar la manera de mantenerme activa y de canalizar toda esa necesidad de transmitir, hacer, crear, etc.

En ese proceso de “encontrarme nuevamente”, en una cultura tan distinta, lejos de la familia, los amigos y de la tierra, hice de todo un poco!!! …jaaa !!!

Al año de haber nacido Sofía, mi segunda hija, y a pedido de una amiga mia, Eleonora, me animé a formar y dirigir un grupo de Estimulación Temprana conformado por madres expatriadas que tenían niños pequeños; y por las tardes, organicé en mi casa una clase de arte y manualidades, también dos veces por semana, para los niños del barrio que eran amigos de mi hija mayor, Briana, que en ese momento tenía 7 años.

reposteria en jerusalenUna vez que mi pequeña Sofía empezó el jardín, sentí nuevamente que me quedaba demasiado tiempo libre.

Me apunté en clases de natación y, por aprender algo de hebreo, también tomé clases de bisutería, pintura, repostería y hasta danza árabe… esto último no duró mucho, jaaaa…me encanta bailar!, pero eso de seguir a alguien me cuesta horrores.

Bueno, de todo lo anterior, lo que mejor se me dió fue la repostería. Siempre me gustó organizar los cumpleaños de mis hijas y preparar yo misma las tortas, los bocaditos, trabajar en la decoración , las sorpresas, la piñata, etc., pues era una forma amorosa de hacerlas felices e ir desempolvando un poco las habilidades manuales propias de mi profesión… sentir que aún seguían ahí !

De vez en cuando también me animaba a preparar uno que otro postre peruano para compartir con mis amigas en nuestros infaltables cafecitos de los miércoles y ensayaba recetas nuevas que íbamos intercambiando.

reposteria en jerusalenUn día, una gran amiga, Loreto, me encargó una torta para su hija que cumplía 15 años. Yo encantada le dije que si!, aunque un poco temerosa de no cumplir con las expectativas, pues en realidad, yo hacía esto de la repostería como un hobbie.

A partir de ese día no he dejado de hacer tortas! 😃

Loreto, y Liliana, otra gran amiga, me convencieron de que eso era lo mío, y la verdad, ahora tengo que agradecerles tanto ese empujón de ánimo que me dieron, y que fue el inicio de toda esta aventura.

Hoy miro hacia atrás y me parece increíble la cantidad de postres y tortas que he hecho para tantas amigas y sus hijos…ya perdí la cuenta!

Por otro lado, pienso en tantas y tantas mujeres expatriadas, que como yo, han apostado por la vida fuera de sus países, dejando a un lado sus carreras por amor a sus familias, y que aún no han logrado descubrir todos esos tesoros que llevan dentro y que siguen escondidos en espera de “ese empujoncito”.

reposteria en jerusalenMis postres y tortas me han permitido conocer a mucha gente maravillosa y descubrir que el éxito no consiste en ¨TENER¨ sino sobre todo, en sentirse feliz y realizado con lo que uno hace.

Esto me animó además a participar en otros proyectos orientados al enriquecimiento personal y familiar.

He logrado crear espacios en los que puedo seguir enseñando y transmitiendo valores con la gran ilusión de que den mucho fruto y dejen huella en éstas tierras.

Es por eso que me animé a compartir con ustedes una parte de mi historia.

Quisiera, de alguna manera, motivar y ser ese “empujoncito” para todas aquellas mujeres valiosas que andan por ahí, y que tienen tanto por descubrir y aportar!

Deseo también dar las gracias a mis amigas expatriadas que, con sus historias de vida, con su amistad sincera y su cariño, me han ayudado a descubrir que, cuando las circunstancias cambian en nuestra vida, se nos presenta la gran oportunidad de cambiar también nosotras, de redescubrirnos y de seguir cumpliendo nuestros sueños!

Estoy convencida de que todos estamos en el lugar y en el momento correcto porque todo en nuestra vida tiene un propósito. Porque la felicidad no depende, por lo general, de las circunstancias, sino en gran parte, de nuestra capacidad de adaptarnos a ellas, dando lo mejor de nosotras mismas y siempre con una gran sonrisa!

Uchi – Bakery&Party Decor by Uchi Vega
Jerusalén
Noviembre 2018
Fotos ©Uchi

 

(Visited 137 times, 1 visits today)

Ya que estás por aquí…

¿podemos pedirte que nos invites un caffe ? ¡Es una broma!, pero solo hasta cierto punto. Quizás has notado que Expatclic no tiene publicidad ni contenidos pagados. Desde hace 14 años trabajamos para proporcionar contenidos y una asistencia de calidad a las mujeres expatriadas en todo el mundo. Pero mantener un sitio tan grande conlleva muchos gastos, que cubrimos en parte con nuestras cuotas de adhesión a la asociación que maneja el sitio, y con donaciones libres de quienes nos aprecian y quieren que sigamos trabajando. Si tu pudieras darnos aunque sea un pequeñísimo aporte para cubrir el resto, estaríamos inmensamente agradecidas. ♥ Puedes ayudarnos con una donación o haciendote socia honoraria. Gracias de todo corazon.

One Comment, RSS

  • Coty Vega Davis

    says on:
    06/11/2018 at 7:51 PM

    Me siento muy emocionada y orgullosa con todos tus logros. Eres muy bondadosa y tienes una gran mision en la Vida que Dios te da

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*